BEFORE & AFTER: CESTA PARA BEBÉS

mariquillasaez.cesta-rosa16¡Buenos días!

Qué duros son los martes también, ¿verdad?. Hoy para hacerlo más liviano os enseño un DIY o manualidad, como queráis llamarlo, muy facilito y resultón como os digo muchas veces, y ya veréis que no exagero. Se trata de un antes y después, o Before & after: cesta para bebés. Yo lo hice para la habitación de mi niña, pero podéis hacerlo para cualquier estancia, cambiando los colores, formas o lo que sea.

Me regalaron esta cesta cuando nació Isabel, y aunque me parecía mona, no pegaba con los colores que tenía en la habitación, que son un poco más suaves e incluso vintage (vintage del auténtico, porque las cortinas las he reutilizado y transformado y son las mismas que yo tenía con su edad, ya os las enseñaré ;)). Así que pensé en darle una vuelta y en esta entrada veis el resultado.mariquillasaez.cesta-rosa2 mariquillasaez.cesta-rosa3Lo primero que pensé fue que tenía que darle claridad a la cesta. Aunque soy una loca de los colores, estos no iban demasiado como os he dicho, así que sin pensarlo demasiado la pinté de blanco. Por cierto, con pintura de lo más normal (tintanlak). Estoy deseando probar la pintura chalk paint pero hasta que no acabe con los miles de botes que tengo de este tipo creo que esperaré porque me da una penita que se quede seca la pintura, que no os imagináis, y además también van genial para muebles y demás.


mariquillasaez.cesta-rosa4 A continuación me puse a pensar con qué colores lo adornaría y finalmente me decidí por el celeste. Barajaba varias opciones, el verde claro era otro de mis candidatos, pero después de varias pruebas. opté por el azul claro sólo.
mariquillasaez.cesta-rosa6 mariquillasaez.cesta-rosa7Para estampar la cesta probé varias ideas que me rondaban. Tenía pensado hacerlo con un sello hecho con un trozo de una goma de borrar, y de hecho lo hice, pero ni os enseño el resultado porque fue desastroso ;). Así que mejor no os imaginéis ese momento, con un enfado tremendo porque estaba con el tiempo justo y el diseño que tenía en mente (hacer unos triángulos) no podía ser. Así que me puse a pensar en posibilidades y probando cosas que encontraba por casa di con una esponja de estas que te dan en los hoteles para limpiar los zapatos, y vi el cielo abierto.

mariquillasaez.cesta-rosa8

El diseño que surgió no tenía NADA que ver con mi primera idea, pero en realidad, ¿no es así como pasa muchas veces con estas cosas? Las piensas, las sueñas incluso, pero después salen totalmente distintas, y ahí también está su chispa.

mariquillasaez.cesta-rosa10mariquillasaez.cesta-rosa12 mariquillasaez.cesta-rosa15¿Qué os parece el resultado? La técnica no tiene historia como os prometí. Ahora toca echarle imaginación y a no complicarse mucho la vida con la decoración, para no llevaros sofocones…

Me encantaría que os animárais y me enseñárais vuestras cestas.

Un besito y a disfrutar de la semana.

.María

Ya sabéis que me encantaría veros por Facebook, Instagram, Pinterest y Twitter.

Envíanos tus comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>